Alemania: un gigante que empieza a resquebrajarse

La economía podría entrar en recesión, aumentando los riesgos políticos para toda Europa.


23 de agosto de 2019 14:08 hs

Angela Merkel llegará este fin de semana a la cumbre del G7 con una preocupación puntual: la contracción de la economía alemana. La guerra comercial entre China y Estados Unidos y el Brexit son dos de los conflictos políticos y comerciales internacionales que afectaron directamente las finanzas de Alemania. Por eso, se espera que la funcionaria germana busque avanzar en esos temas en el foro que se desarrollará en Biarritz en Francia.

¿Recesión?

Entre abril y junio de este año, comparado con el primer trimestre del 2018, Alemania sufrió una contracción de la economía del 0,1%. De acuerdo a los analistas el conflicto comercial que Donald Trump lleva adelante con Xi Jinping afectaron los números alemanes y el Brexit también se llevó su parte. Como estaba planificado que el Reino Unido salga de la Unión Europea en marzo, muchas empresas locales habían adelantado sus compras por lo que se vió un número menor de ventas que repercutió en los últimos balances.

"La economía podría contraerse de nuevo este verano", aseguraron desde banco alemán

Bundesbank en referencia a los meses venideros, por lo que los analistas no son optimistas con lo que pasará pronto en materia económica, donde ya se habla de una posible recesión.

Los sectores más afectados fueron la industria y las exportaciones, a diferencia de lo que pasa en el mercado local, donde se mantuvo más estable y contribuyó a mantener cierto equilibrio fiscal.

Ante los temores de una posible recesión, el ministro de Finanzas, Olaf Scholz, sostuvo que Alemania cuenta con un "músculo fiscal" para hacer frente a un posible descalabro económico y reconoció que el país podría inyectar 50 mil millones de euros de gasto adicional para reactivar la economía.

Esta semana el gobierno colocó 824 millones de euros en bonos a 30 años a una tasa de interés negativa por primera vez. Desde el Bundesbank informaron que la subasta de los bonos "fue muy baja". Además explicaron que el bono "Bund", que sirve de referencia económica, bajó la semana pasada a un nivel histórico del -0,72%.

Proteccionismo y riesgos

La cumbre del G7 reúne a las siete economías más importantes de occidente, como lo son Estados Unidos, Japón, Alemania, Francia, Italia, Canadá y Reino Unido. El foro se realiza desde 1975. Rusia se incorporó a las reuniones tras la cáida de la Unión Soviética y fue expulsada luego de la anexión de Crimea (de ahí que algunas de las reuniones fueran del G8). Se espera que uno de los temas a tratar este año sea la posible vuelta del país gobernador por Vladimir Putin, algo que apoya la administración norteamericana pero que Merkel rechaza. En medio de las amenazas de Trump por posibles aranceles a la UE, la canciller buscará abogar por el fin de la guerra comercial y la defensa del multilateralismo.

La economía alemana, fuertemente dependiente de la potencia exportadora del país, se ha visto afectada por la guerra comercial y la ralentización del comercio global. La perspectiva de una recesión en la economía más importante de Europa podría afectar a toda la Unión Europea, en tiempos en que el avance de las derechas nacionalistas, que alcanza incluso la propia Alemania, hace temer por el futuro de la integración.